Beneficios de la contratación centralizada

06 febrero
1199
Beneficios de la contratación centralizada
/ 3 votos

La contratación centralizada es una forma de agrupar la compra de productos o servicios bajo un mismo contrato, con el fin de facilitar los intercambios con los proveedores y racionalizar los recursos. Este tipo de contratos centralizados pueden darse en la Administración Pública, pero también pueden darse en clústers u otras agrupaciones de empresas.

Las centrales de compras

En el sector privado, concretamente entre las empresas B2B, también se recurre a la contratación centralizada. Una central de compras es un operador que tiene como objetivo prestar servicios a empresas independientes, normalmente de un mismo sector, que se alían para cooperar y así obtener un mejor precio y condiciones por parte de los proveedores.

Al juntarse varias empresas medianas o pequeñas y generar una demanda mayor, estas pueden negociar y competir en condiciones más justas frente a las grandes empresas. De este modo, la cooperación para la contratación (de materia prima, de servicios o de otros productos) hace que las PYMES consigan mejores precios.

Las empresas que piensan recurrir a una central de compras para subcontratar servicios o materiales deben tener en cuenta que se enfrentan a cierta pérdida de independencia en algunos departamentos. De este modo, en la contratación centralizada los expertos en compras pueden atender menos a las particularidades de cada proyecto.

En el lado positivo, la contratación centralizada aumenta la experiencia en la contratación y el departamento de compras dispone de la posibilidad de entrenar a sus empleados en las labores, para sacar el máximo partido de los procesos de compra.

En definitiva, la contratación centralizada exige un esfuerzo cooperativo, a pesar de que las empresas sean jurídicamente independientes, pero aporta beneficios en cuanto a capacidad de negociación con proveedores, precio y profesionalización de la compra.

Contratación centralizada en el sector público

En el caso de los contratos centralizados de la función pública, estos agrupan una serie de servicios para los Ministerios y otros organismos autónomos, como las entidades gestoras o los servicios comunes de la Seguridad social.

Los contratos centralizados cuentan con criterios comunes que son fijados para su prestación, si bien también son flexibles para respetar las necesidades con las que cuenta cada Ministerio u organismo. También se fijan criterios homogéneos en su presupuestación, ya que en los contratos centralizados se determinan el importe del contrato, sus anualidades y su financiación.

La aplicación Conecta-Centralización es la plataforma pensada para que los organismos públicos usuarios del sistema puedan consultar el catálogo de productos y servicios, comparar los diferentes productos y comprarlos. Esta aplicación también permite enviar las solicitudes a las empresas, de forma electrónica, y hacer el seguimiento pertinente.

Algunos de los servicios que las administraciones pueden contratar en esta plataforma son el suministro de material de oficina y de informática no inventariable, combustibles, energía eléctrica, servicios de telecomunicaciones, servicio de gestión de viajes, transportes de materiales, gas, servicios de vigilancia y seguridad, servicios de limpieza, vestuario, alimentación, mensajería, seguros, productos de farmacia o material sanitario.

Por su parte, las empresas que están en Conecta-Centralización pueden enviar de forma electrónica las propuestas de actualización de los productos o servicios adjudicados.

Si tienes una empresa y deseas entrar a formar parte de la plataforma de contratación centralizada del estado, podrás hacerlo siempre que desarrolles tu actividad en alguno de los bienes o servicios declarados de contratación centralizada por la Orden EHA 1049/2008. Para ello, primero debes localizar al convocatoria de la licitación (y presentar la documentación correspondiente) en la Plataforma de contratación del Sector Público.

Tipos de contrato de trabajo: ¿Cuándo utilizarlos?

Tipos de contrato de trabajo: ¿Cuándo utilizarlos?

Un contrato laboral es un documento donde se refleja el acuerdo entre la empresa y el trabajador y en el que se fijan una serie de servicios prestados

/ 3 votos
esquina

MÁS ARTÍCULOS

© Páginas Amarillas Soluciones Digitales, S.A.U. Todos los derechos reservados.